El Otro País
Nacional

En condición de refugiado político, Evo Morales se instalará en Salta

Finalmente se confirmó que el expresidente boliviano será asilado en nuestra provincia, desde donde dirigirá la campaña del MAS para las próximas elecciones presidenciales. Llegaría la próxima semana.

Orán ha sido elegida desde un principio para que el ex presidente boliviano se instale por la accesibilidad a distintas ciudades del sur del vecino país. Y ha sido elegida por ex funcionarios bolivianos que se encuentran residiendo en distintas provincias del noroeste argentino.

Según fuentes cercanas al ex presidente, un grupo de ex cónsules bolivianos está a cargo de alquilar una vivienda que reúna las condiciones para convertirse en un verdadero “bunker” de campaña, y si la contratación se realiza entre hoy y el próximo lunes, no se descarta que desde la próxima semana Evo Morales llegue a Orán para comenzar a trabajar. Allí también se instalará el ex vicepresidente Alvaro García Linera, entre otras 12 personas que trabajan junto al ex presidente.

Según el diario derechista y neoliberal «El Deber de Santa Cruz», el ex senador del MAS, Wilman Cardozo, Evo había decidio instalarse en Salvador Mazza (Dpto San Martín) también en la frontera boliviana, y otras fuentes mencionaron a Villazón, fronteriza de La Quiaca, sin embargo quienes están a cargo de la instalación confirmaron a El Expreso de Salta, que la ciudad elegida es San Ramón de la Nueva Orán, ubicada a 20 minutos de Bemejo y a cuatro horas de Tarija.

La Asamblea Legislativa de Bolivia aprobó por unanimidad la ley que establece el llamado a elecciones presidenciales y legislativas en un plazo no superior a cinco meses, sin la participación de Evo Morales y de Álvaro García Linera.

Evo Morales tendrá protección de un asilado político, tal como lo determinó el gobierno argentino, se instalará en una casa particular y tendrá custodia de la Policía Federal, delegación Salta.

Antes de asumir, el presidente Alberto Fernández le puso fin a la polémica que el gobierno de facto de Bolivia intentó instalar en el país, al decir que para la Casa Rosada “Bolivia no tiene gobierno hasta tanto no voten los bolivianos”, al considerar la presidencia de la senadora Jeanine Añez como una acción de facto. Es que la gestión de Evo terminó cuando el jefe de la Policía, Williams Kaliman en una conferencia de prensa le sugiriera a Evo Morales renunciar “por la paz del pueblo”, pese a lo cual después se produjeron más de 200 muertas en represiones contra las manifestaciones populares.

Fuente: El Expreso de Salta