Urtubey y D’Elía enfrentados por Diego Barreto

0
405

Algo pasó que un día el piquetero kirchnerista Luis D’Elía decidió atacar al Gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey y dejar de lado ese romance enrevesado que tenía sus idas y vueltas. Atrás quedaron esas épocas en las que el líder del partido Miles visitaba la provincia para apoyar la candidatura a gobernador de Juan Manuel.

El final de esa relación llegó un día antes de Navidad. Uno podría sospechar que los motivos de la ruptura fueron los permanentes ataques que hizo el salteño a Cristina o el acercamiento del funcionario a Cambiemos. Pero no, el motivo fue Diego Barreto, un exfuncionario provincial que en su momento fue titular de la Subsecretaría de Tierra y Hábitat. Un organismo provincial que tiene la función de coordinar la entrega de los lotes fiscales que posee la provincia para dar solución a los problemas habitacionales que tiene la población más carenciada.

El inicio de esta discordia fue el 24 de diciembre de 2016, cuando el exdirigente K denunció por medio de un tuit que Barreto era un preso político de Urtubey. “Diego Barreto 9 meses preso. Una denuncia guiñada por @UrtubeyJM. Ningún testigo lo apunta. Preso político”, expresaba uno de los tuits enviados ese día.

En la semana que pasó, el dirigente social redobló la apuesta. Acusó al mandatario salteño de encubrir a Juan Rosario “Chicho” Mazzone, exintendete de la localidad de El Bordo que está acusado por el delito de corrupción de menores. “Mazzone, corruptor de menores, amigo de Urtubey en libertad hasta el juicio oral. Libertad a Diego Barreto”, publicó el 7 de febrero en su cuenta de Twitter el dirigente social. Así, D’Elía lanzaba una nueva ofensiva contra el gobernador Juan Manuel Urtubey a través de su cuenta de Twitter.

Mientras que desde el Gobierno provincial decidieron no contestar a los ataques del dirigente social el juicio sobre Barreto sigue en marcha. Es más, hace unos días la suerte del extitular de Miles en Salta tuvo un inesperado revés. El 7 de febrero, el juez Ángel Longarte, vocal de la Sala II del Tribunal de Juicio, no hizo lugar al pedido de prisión domiciliaria presentada por la defensa técnica de Diego Nicolás Barreto. Ese mismo día, el compañero D’Elía marchó a la Casa de Salta, ubicada en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

En esa oportunidad un centenar de militantes del partido Miles encumbraron sus banderas rojas, hicieron sonar sus redoblantes y alzaron la voz para pedir la libertad de Diego Barreto. Lo mismo ocurrió en la ciudad de Salta. Con poca presencia, militantes del partido del piquetero se acercaron a Ciudad Judicial para pedir la liberación del dirigente preso.

El exsubsecretario de Tierra y Hábitat está detenido hace 11 meses y se lo acusa de asociación ilícita por venta de terrenos en Parque la Vega. Barreto está imputado por los delitos de asociación ilícita, exacciones ilegales agravadas y exacciones ilegales simples en concurso real, en carácter de jefe organizador de la asociación y autor de las exacciones ilegales simples y agravadas.

Que Diego Barreto esté preso en Salta es un golpe en el pecho para el partido Miles creado por Luis D’Elía. Acá está en juego más que la libertad del exfuncionario provincial. Las acusaciones por estafa que tiene sobre la espalda el extitular de Tierra y Hábitat sin duda podrían incomodar a Miles, un partido que reivindica el derecho de cada ciudadano a tener un pedazo de tierra. Además, no nos olvidemos la cercanía entre D’Elía y Barreto quién en 2013 fue candidato a diputado provincial por la lista de Miles.

Si uno se acerca a dialogar con los habitantes que viven en el barrio Parque La Vega cuentan como Barreto hacía sus negociados con terrenos fiscales, o sea pertenecientes al Estado provincial. Ahora, esto está en manos de la Justicia. Ella será la encargada de determinar o no la culpabilidad de del extitular de Tierra y Hábitat.

COMPARTIR
Mail: martin@elotropais.com.ar

Comments

Dejar una respuesta